Golpe a golpe, beso a beso

  Es mejor caminar despacio que dejarse la vida corriendo sin saber hacia dónde.   Ya lo decía Machado: no hay camino, se hace camino al andar.   Y a medida que andamos la senda vamos sabiendo hacia dónde queremos ir y en qué lugares desearíamos no volver a poner jamás los pies.   La […]

Leer Más

Los amigos no se besan con los ojos

Cuando nos conocimos, yo estaba tan ocupada intentando mantener a flote una relación que estaba naufragando en la distancia que había amurallado mi corazón para impedir que entrara nadie más. Nos saludamos y supe de inmediato que tú también guardabas por dentro unos cuantos naufragios, pero no quise preguntarte contra cuántos vientos y mareas habías tenido […]

Leer Más

Sobre lágrimas que se suicidan en los labios

Recuerdo cómo aquella lágrima decidió fugarse de mi ojo mientras te besaba. Lo hizo despacio, como a quien le da pena abandonar su hogar y aun así sabe que debe hacerlo por solidaridad. Porque aquella lágrima sabía que, si no se suicidaba hacia el abismo de mis mejillas, sería su amiga la garganta quien sufriría. […]

Leer Más